Ella Vende Caracoles a Orillas del Mar

Esta semana, les voy a contar sobre Mary Anning, la primera paleontóloga bien conocida, quien inspiró el trabalenguas “Vende Mariscos”.

Mary nació en 1799 en Lyme Regis, un pueblo al lado del mar, en Inglaterra. La costa de Lyme Regis tiene un acantilado con sedimentos del Jurásico (acerca de 200 millones de años atrás).

screen-shot-2016-11-24-at-11-17-29-am

Mapa de Lyme Regis, Inglaterra.

Cuando Mary tenía 15 meses, fue alcanzada por un rayo y sobrevivió, lo cual hizo que la gente del pueblo la considerara una niña milagro. Ella aprendió a leer y a escribir en su escuela local, pero además de eso su educación fue muy limitada.

Ella vivía con sus padres, Richard y Molly, y su hermano mayor, Joseph. Su papá construía muebles y suplementaba sus ingresos vendiendo fósiles, que encontraba en la costa, a los turistas que pasaban por el pueblo. Muchas veces llevaba a Joseph y Mary con él para buscar fósiles en la playa. Cuando su papa murió en 1810, Mary continuó buscando fósiles para proveer de una fuente de ingresos a su familia. Junto con su hermano, Mary encontró el esqueleto de un ictiosaurio en la playa. Lo vendieron y eventualmente terminó en el Museo Británico.

marys-ichthyosaur

El ictiosaurio que Joseph y Mary Anning descubrieron cuando eran niños.

Mary bajaba a la playa con su perro, Tray, para buscar más amonitas, belemnitas, vértebras y otros fósiles. Los llevaba a su casa, los limpiaba y, en las tardes, los vendía en la calle en el pueblo.

mary_anning_painting

Un retrato de Mary con su perro, Tray.

Eventualmente, Mary ganó suficiente plata como para abrir su propio negocio. Los fósiles que encontró eran tan buenos que atrajeron la atención de los científicos de la época. Ella encontró el primer espécimen Británico de un pterosaurio y el primer plesiosaurio completo. Ella hizo disecciones de calamares y peces para entender más sobre los animales que estaba encontrando.

mary_anning_plesiosaurus

Una ilustración que hizo Mary y sus apuntes del plesiosaurio que descubrio.

Aunque no le estaba permitido hacerse miembro de la nueva Sociedad Geológica de Londres (en esos tiempos, las mujeres no eran aceptadas como miembros de la Sociedad), mucho de sus hallazgos e investigaciones fueron presentadas ahí a través de los hombres a los cuales ella vendió sus fósiles.  Muchas veces, no le dieron ningún crédito. A medida que su reputación crecía, sus amigos científicos comenzaron a adoptar sus ideas más fácilmente. Sin embargo, los tiempos eran difíciles para Mary porque le era difícil ganar dinero. Sus amigos geólogos, Henry de la Beche y William Buckland, la ayudaron en esos momentos. William incluso convenció a la Asociación Británica para el Adelanto de la Ciencia en darle una pensión anual por su tremendo trabajo.

Mary murió de cáncer de mama a una temprana edad en 1847, pero tuvo un impacto tremendo en la paleontología. Por su trabajo, sabemos que las piedras en los intestinos de los ictiosaurios y de los plesiosaurios actualmente son heces fosilizadas (llamados cololites).

coprolites1-by-buckland-1835

Las cololitas son heces preservados adentro del cuerpo. Las coprolitas, ilustradas aquí por William Buckland (1835), son heces preservadas afuera del cuerpo.

Mary empezó su vida con muy poco y aunque sólo tuvo unos pocos años de educación formal, ella trabajó todos los días para aprender algo nuevo, encontrar más fósiles y compartir su trabajo con otros.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *